Instamos a la Junta de Castilla y León a elaborar su propio plan de calidad del aire

  • Este viernes se ha alcanzado el nivel 1 de valores legales de concentración de ozono en Valladolid, lo que obliga a informar a la población para tomar medidas

El Plan de Emergencia en episodios de contaminación del aire es la principal herramienta de que dispone el Ayuntamiento de Valladolid para proteger la salud pública durante estos episodios. Hoy se ha alcanzado el nivel 1, preventivo (http://bit.ly/2sYwrCb), de valores legales de concentración de ozono. Este nivel obliga a informar a la población (https://is.gd/icm2RY), aunque se prevé que en los próximos días los niveles disminuyan y no se alcance el nivel 2, de alerta, que hace un mes obligó al Ayuntamiento a restringir el tráfico en la “almendra” de la ciudad.

Aunque se trate solamente de un nivel de aviso, esta nueva activación del Plan de Emergencia debería llevarnos a reflexionar sobre las causas de la contaminación atmosférica y la responsabilidad de las distintas administraciones públicas; y es que no debería ser necesario esperar a que sea demasiado tarde para tomar medidas: la directiva europea 2008/50/CE obliga al Estado español a elaborar planes de calidad del aire para reducir y controlar la contaminación, que ya ha sido denunciado en diversas ocasiones por incumplir negligentemente con esta responsabilidad.

Sin embargo, la Junta de Castilla y León continúa sin elaborar su propio plan, a pesar de que está obligada a ello desde hace años y de que toda la población castellana y leonesa respira aire contaminado según las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud. Desde el Ayuntamiento podemos informar a la población y tomar medidas de restricción de tráfico cuando se produzcan situaciones graves, pero la verdadera solución a la contaminación del aire pasa por que la Junta elabore un plan para regular adecuadamente las emisiones de la industria y algunas de sus técnicas más contaminantes, disminuir la necesidad de tráfico motorizado y reducir la generación de electricidad en centrales térmicas.