Cinco principios fundamentales para el nuevo Plan de ‘Viviendas blancas’ 2016-2019

jpv_7012

“El derecho a una vivienda adecuada, también conocido como el derecho a la vivienda, es “el derecho a vivir en algún lugar de la seguridad, la paz y la dignidad (…) todo ello a un coste razonable”. El Comité Europeo de Derechos Económicos y Sociales lo puede decir más alto, pero no más claro. Y así se ha expresado también nuestro concejal, Manuel Saravia, este lunes a la hora de presentar el nuevo Plan de Vivienda 2016-2019 que se impulsará desde el Ayuntamiento de Valladolid, más concretamente desde la Concejalía de Urbanismo, Infraestructura y Vivienda de manera conjunta con la de Servicios Sociales.

Así ha querido explicar Saravia un Plan que confía en dar un vuelco completo a la política de alquiler social en la ciudad de Valladolid, actualmente con tan solo 13 inmuebles disponibles. De esta manera se espera la creación de un parque público que se incremente en 50 viviendas por año hasta 2019, momento hasta el que tendrá vigencia este Plan que nuestro edil ha querido tildar del de ‘Viviendas blancas’ y donde se pretende invertir hasta 9 millones de euros para adquirir estos inmuebles hasta 2019. Un alquiler que oscilaría entre 50 y 167 euros.

De esta manera el proyecto (muy pendiente del Plan General de Ordenación Urbana que se aprobará a comienzos de 2017 y que dejará 47.000 nuevas viviendas, 13.000 de ellas en suelo urbano no consolidado y 22.000 en suelo urbanizable, además de 6.000 viviendas de protección pública y otras 20.000 vacías, según hizo ver Saravia) se ha querido dividir en cinco partes bien diferenciadas, siendo la más destacada la última de ellas:

1. Toda la información sobre vivienda en un solo espacio: la Oficina Única. A través de ella se realizarían los protocolos de selección de adquirientes y arrendatarios, se informaría de todo lo relativo a este campo, habría una carta de servicios… Siempre y cuando se culmine el convenio entre Junta de Castilla y León y el Ayuntamiento para la gestión coordinada de la información en materia de vivienda.

2. Creación de la Mesa de la Vivienda, igual que hay Consejos de Medio Ambiente o Igualdad, se creará uno de Vivienda en el que se reunirán todos los actores implicados como la Sociedad de Suelo Municipal VIVA, los grupos municipales del Ayuntamiento, la Junta, representantes de organizaciones sociales, Cáritas, Cruz Roja, la Plataforma de Afectados por la Hipoteca y Stop Desahucios… Todos.

3. Política de Sostenibilidad a través de la rehabilitación energética, que ya puede verse en otros proyectos como el Cuatro de Marzo o Remourban, que suponga una mejora ambiental de edificios.

4. Economía y Empleo en política residencial, basado en tres líneas. El programa ya existente destinado facilitar a emprendedores locales comerciales, el impulso de la edificación en suelo urbano y urbanizable, y, por último, el mencionado impulso a la rehabilitación.

5. El quinto, pero no por ello menos importante. Justo al contrario: El derecho a la vivienda como tal y en donde se encuentra el grueso de medidas en colaboración con la Concejalía de Servicios Sociales, con medidas tales como la atención a familias en riesgo de desahucio para prevenir situaciones coyunturales de insolvencia bancaria, un programa de mediación en el impago de alquileres, la posible incorporación al parque municipal de viviendas aquellas que sean objeto de desahucio o la elaboración de un censo estadístico con todas las viviendas vacías que sean de los bancos para firmar convenios que eviten estos desahucios.

Pero no se queda todo aquí. Con una primera labor desde Servicios Sociales, la idea pasa por un estudio en aquellas zonas que puedan ser susceptibles de estar en situación de infravivienda (Cuesta de la Maruquesa, Zona del Esgueva que incluiría Barrio España y San Pedro Regalado, Juana Jugán, Pajarillos, Las Viudas, Pilarica, Huerta del Rey… entre otras muchas) con el objetivo de proceder a una labor de rehabilitación en estos próximos años y siempre de manera gradual.

Y es que estas son las políticas que necesita Valladolid, las que solicitan los ciudadanos con necesidades económicas. La intención es reducir el chabolismo y las infraviviendas de la ciudad para que todo el mundo pueda acceder a una casa digna, lo cual es un derecho mínimo, básico y fundamental.  esperado Plan de Vivienda, el de las ‘Viviendas blancas’, debería haber cambiado ya en gran medida la ciudad.

*Descarga el Powerpoint con la explicación del Plan de Vivienda.

*Echa un vistazo al vídeo de Facebook Live con la comparecencia completa.